El chaqué es una prenda que se originó en Gran Bretaña en el siglo XIX y era utilizado por los hombres de la corte que montaban a caballo. Para conseguir la máxima comodidad crearon una abertura por la parte de atrás de la chaqueta y de esta manera, caía por ambos lados al sentarse en el caballo. El color que se utilizaba para el chaqué era el negro, y no fue hasta el año 1935 cuando se empezaron a ver los tonos grises.

Hoy en día el chaqué es uno de los outfits más utilizados por los novios y es el traje de máxima etiqueta para hombre en todos los actos, sean de mañana o de tarde. Además, el chaqué es reconocido como elegancia en todas las culturas, así que es la opción perfecta si acudes a alguna destination wedding.  En caso de que el novio elija vestirlo en su gran día, el protocolo dice que también debe llevarlo su padrino y los invitados tienen la opción de llevarlo o no.

Piezas que componen el chaqué del novio

Levita

Esta pieza es clave para distinguir si se trata de un frac o chaqué, ya que son bastante parecidos. En el chaqué de novio la levita lleva un faldón trasero dividido en dos piezas y éstas tienen forma redondeada. La levita tiene un solo botón, que siempre debe ir abrochado. Y suele ser importante añadir un pañuelo al bolsillo superior izquierdo del mismo color que llevas la camisa.

Chaleco

El chaleco puede ser recto o cruzado y tener tres o más botones. En el caso del chaleco cruzado la terminación de la prenda es recta, pero en el caso del chaleco recto la terminación está confeccionada en pico y suele estilizar más la figura. A la hora de elegir el chaleco del chaqué existe más libertad de elección y se puede elegir el tono que más te guste, pero siempre respetando los tonos de la chaqueta. Los colores que más se suelen escoger son el beige, el negro, el amarillo o el azul cielo.

Pantalón

Tradicionalmente, el pantalón del chaqué es de rayas y en color gris. Aún así, son muchos los hombres que escogen llevar el pantalón del mismo color que la levita y vestir con un estilo más moderno. Y el pantalón no debe llevar cinturón, aunque si se puede añadir unos tirantes.

Camisa

Según las reglas del protocolo, la camisa del chaqué debe ser blanca y tener los puños dobles. Los gemelos serán un accesorio clave de tu outfit, ya que podrás lucirlos cuando hagas el juego del brazo, ya que la levita normalmente tiene las mangas más cortas que la camisa. El cuello debe ser de estilo italiano, que te a hacer el nudo doble de la corbata con espacio suficiente. Y, por último, la corbata es la prenda del chaqué de novio que más libertad te permite, aunque se suele elegir corbatas de seda y evitar los estampados llamativos.

Zapatos

Según el protocolo deben ser siempre negros con cordones y de puntera redondeada o de tipo Oxford.

Fotografía de Getty images del actor Damian Lewis

Fotografía de Getty images de Johnny Deep en la alfombra roja

Fotografía de Getty images del modelo Mariano Di Vaio

Fotografía de Getyy images del actor Tom Hiddleston en la alfombra roja

En Sastrería Foraster estaríamos encantados de asesorarte si decides vestir en el día de tu boda con un chaqué de novio hecho a medida. Podrás disfrutar de tu gran día con un estilo único y de la máxima elegancia y comodidad.

Leave a Reply